27 abril 2007

Carta de amor para Lucía

Vuela esta carta para tí, Lucía. El viento correoso te la llevará, para eso lo soborné.

Seguramente, cuando leas esto quedarán apenas unos días para que yo deje la lejanía y te cante esa canción de Serrat, sin voz, con sólo mirarte. Sin embargo, esos días todavía se ven ligeramente lejanos hoy, que mi mano escribe esto.

Las ganas de que llegue el momento de volver no dejan de oprimirme el pecho, me sorprendo a mí mismo en todo momento soñando el momento de mi vuelta, de nuestro reencuentro y de la posterior huida de este mundo, contigo, sin mover los pies.

No quisiera desvelarte más, cuando te apriete entre mis brazos te desvelaré al oído todas mis ensoñaciones, y entonces, sé que me oirás, sonreirás, y ya habremos volado lejos.

Vuela esta carta para tí, Lucía, brevemente cubierta de palabras e infinitamente llena de tí.

3 comentarios:

Löla dijo...

"Vuela esta canción para ti Lucía, la más bella historia de amor.."
El problema de que las canciones vuelen es que con ligero soplido se desvían y van a parar a oídos ajenos ¬¬

Iréz dijo...

Volar es lo más bonito,soñar sin despegar los suelos mientras te abraza alguien, lo más bello del mundo. Sentir todo lo que has escrito en la carta, es algo maravilloso. Sentir esa deseperación por soñar, lejos, e irte del mundo cuando aun estás vivo.

marcos dijo...

uno sabe lo que deja escuchar...sobre todo si abre las alas del corazòn para que alguien mas escuche su aleteo...no hay nada mas bello que lo que nunca he tenido...eso mas elocuente