23 julio 2008

Al tiempo

al tiempo

los gemidos y las palabras
se deshacen en el espacio

tu espalda contra mi pecho
estremeciéndose
en quirúrgica unión
a ritmo de ametralladora

y yo concentro mi energía
en mantener mi mano firme
en suma a la tuya

              no llores

              no llores

2 comentarios:

María S. dijo...

de lo más bonito que he leído últimamente...

Aprendiz dijo...

Lindo sin duda, lindo. E intenso.